Manuscrito judío perdido de 400 años de antigüedad será devuelto a México


El documento judío más antiguo del Nuevo Mundo será devuelto a México más de siete décadas después de su desaparición.
La autobiografía de 1595 de Luis de Carvajal, que era un nuevo cristiano o Judío “converso” en México, se devolverá este mes, dijo el consulado de México en Nueva York el viernes.
El documento es considerado un artefacto importante que muestra la vida judía en el continente americano, pero desapareció de los archivos nacionales del país latinoamericano hace más de 75 años, de acuerdo con el consulado.

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

El Cónsul General de México Diego Gómez Pickering elogió la “importancia cultural e histórica” que el documento representa para su país y para la historia de la presencia judía en las Américas.
El manuscrito fue cedido al museo de la Sociedad Histórica de Nueva York por el gobierno de México después de los informes de su reaparición durante una subasta en 2015.
De origen portugués, Luis de Carvajal fue gobernador de la provincia española de Nuevo León, en el México actual. Sus enemigos sabían que era un descendiente de “conversos” y sobornaron a uno de sus capitanes para que mencione su nombre a la Inquisición en la Ciudad de México.
Allí, Carvajal fue acusado de varios cargos, pero sólo el cargo de ocultar que sus parientes en secreto practicaban el judaísmo fue confirmado. Él fue juzgado por la Inquisición y ejecutado en 1596, después de haber denunciado a más de 120 otros Judíos de practicar secretamente, según la Sociedad Histórica de Nueva York.
El manuscrito “Memorias” consta de las memorias de Carvajal, un libro de salmos y mandamientos, y una colección de oraciones, dijo el consulado de México en Nueva York. La entrega del manuscrito al Museo de la Memoria y Tolerancia de México está programada para cuando concluya su exposición el 12 de marzo.

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Luis de Carvajal escribió con seudónimo y habló de su fe judía, según Swann Galleries de Nueva York, donde el manuscrito estaba a la venta el pasado mes de junio. Después de su encarcelamiento, un compañero de celda expuso su manuscrito con lo cual Carvajal cedió bajo tortura y finalmente murió.
Procesado por la Inquisición, fue reconciliado el 24 de febrero de 1590, siendo condenado a prisión perpetua en el hospital de lunáticos de San Hipólito, en la capital mexicana.
El 9 de febrero de 1595 fue vuelto a procesar por relapso; durante la tortura, según los registros judiciales, testificó contra su madre y hermanas.
En una de las sesiones de su juicio (la del 25 de febrero) se le mostró un libro manuscrito autobiográfico, que reconoció como suyo, que comenzaba con las palabras “En el nombre del Señor de los Ejércitos“, traducción castellana de la invocación hebrea Beshem Adonay Zebaot.
El 8 de febrero de 1596 fue puesto al fuego en la parrilla desde las nueve y media de la mañana hasta las dos de la tarde; durante la tortura denunció al menos a 121 personas, aunque posteriormente se retractó de esa confesión.
Para evitar nuevas torturas se arrojó por una ventana. Murió quemado en la hoguera diez meses después, en un auto de fe posterior, el 8 de diciembre de 1596.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*