Escandaloso: EE.UU. paga el Seguro Social de antiguos criminales Nazis

Las revelaciones de que Estados Unidos actualmente paga la Seguridad Social y otros beneficios a los guardias de campos de concentración y otras personas involucradas en la realización del Holocausto ha escandalizado al mundo judío, provocando duras condenas en muchos sectores.La prensa asociada revelo el lunes, que tras una amplia investigación, dichos pagos se siguen realizando a los participantes del genocidio nazi que fueron deportados a los Estados Unidos debido a sus crímenes.
De acuerdo a la investigación realizada, estos criminales de guerra que emigraron a América donde fueron marginados y expulsados han conseguido millones de beneficios del estado.
La agencia de noticias denuncio a cuatro de estos beneficiarios que todavía están recogiendo los pagos de la Seguridad Social y exclamo que estaba en capacidad de comprobar la veracidad sobre este asunto. Los pagos, alegó, fueron utilizados por el gobierno para presionar a los sospechosos nazis a abandonar el país, prometiéndoles que seguirían recibiendo tales beneficios después de marcharse.
La mayoría de los criminales de las guerras nazis y sus colaboradores nunca fueron considerados responsables de este crimen, Yaari, portavoz de Yad Vashem, dijo a TheJerusalem Post. Afirmando que no puede haber una ley de caducidad en delitos relacionados con el Holocausto, Yaari pidió a los Estados Unidos detener los pagos y llevar a los responsables a la justicia en sus respectivos países.

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

“Es exasperante que algunos de estos criminales que fueron expulsados de Estados Unidos al descubrir su pasado fueron capaces de conseguir seguridad social y vivir en libertad “dijo ella.

El gran Rabino de Polonia Michael Schudrich fue aún más lejos en sus críticas a Washington, afirmando que el uso de los fondos del gobierno “para ayudar a los criminales de la guerra es profanar la memoria de las víctimas de la Shoah (holocausto)“.

Deborah Lipstadt, una ex miembro del Consejo Conmemorativo del Holocausto de Estados Unidos nombrada por el ex presidente estadounidense Bill Clinton, llamó a estos pagos “indignantes, sobre todo si se hace para que las estadísticas de la OSI se encuentren bien.”

La OSI, o la Oficina de Investigaciones Especiales, era una unidad del Departamento de Justicia encargado de destapar los criminales que participaron en la guerra nazi.

Ella dijo que estos pagos fueron “un acuerdo muy fácil para las personas que formaban parte de esta operación de asesinatos”

Samuel Dubbin, un abogado de Florida quien ha representado a los sobrevivientes del Holocausto nazi, con un alto número de casos de restitución dijo “Los lideres sobrevivientes apoyan la eliminación inmediata del pago de Seguridad Social, y que aún no se sorprende al enterarse de que el gobierno de Estados Unidos se ha negado a reconocer o corregir sus acciones, ya que ha protegido a los robos perpetrados por las aseguradoras mundiales como Allianz y Generali, y se niega a presionar Alemania para financiar las necesidades de los sobrevivientes del Holocausto en todo el mundo “.
A pesar de todo el escándalo que hubo por los pagos, sin embargo, la cuestión es más compleja de lo que presentan en los medios de comunicación, dijo el Dr. EfraimZuroff, un cazador de nazis en el Centro SimonWiesenthal.
“La máxima” justicia “disponible en estos casos en la legislación estadounidense era la deportación, excepto en los casos en los que había un país que pide la extradición de llevar los nazis a juicio, este acontecimiento fue muy raro”, explicó.

“Bajo estas circunstancias, los Estados Unidos impulsados a conseguir que el mayor número de criminales abandonara el país encontraron una manera más fácil de hacerlo, les ofrecieron la posibilidad de conservar los privilegios de Seguridad Social, si abandonaban el país antes que un tribunal ordenara su deportación, acelerando así su salida y consiguiendo un gran ahorro de los interminables procesos judiciales estadounidenses (y los gastos involucrados)”.

“La idea de estos criminales de guerra nazis y colaboradores disfrutando de sus últimos años de vida cortesía de los pagos de Estados Unidos es absolutamente repugnante”, dijo, “pero la realidad es mucho más compleja que eso.”
El Centro SimonWiesenthal pidió públicamente el cese de estos pagos el lunes.
Traducción por Melii Saade
Fuente: jpost.com

5 Comments

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*